rmanriquez

Rodrigo Manríquez: “Se puede hacer periodismo desde las ilustraciones, de eso no tengo ninguna duda”

Publicado el: 16 mayo, 2017

Hace unos meses jamás pensó verse trabajando en algo que le gustara tanto, pero con una croquera de dibujos fue suficiente para que el equipo de la productora audiovisual Totoral Films le ofreciera colaborar en el proyecto documental Black Demon Team, donde hoy se desempeña como dibujante.

Actualmente Rodrigo Manríquez trabaja en el club deportivo San Luis de Quillota como periodista y también crea los afiches del equipo, donde puede desplegar su talento artístico. Sin embargo, es en Totoral Films, donde ha desarrollado y explotado aun mas esa faceta que tanto le apasiona.

El proyecto documental está basado en Black Demon un personaje de “Los titanes del Ring”, programa de Televisión Nacional (TVN) en los años 70, que trataba sobre lucha libre. Una vez que el programa terminó, Black Demon siguió practicando este deporte y fundó una Academia de luchadores, con el fin de apoyar a personas en pobreza y vulnerabilidad social, vinculada las drogas y alcohol. Con esto, el director de la productora decidió crear un documental en torno a la historia de vida de esta especie de superhéroe. A Rodrigo la historia le gustó mucho, ya que incluía toda una investigación periodística y además una parte ilustrada, así que sin dudarlo comenzó a dibujar para este proyecto.

rmanriquez2

“Si el día de mañana tuviera que elegir un camino sería el de novelar a través de la ilustración o el dibujo, hacer periodismo desde allí porque me gusta mucho”, cuenta Rodrigo Manríquez

¿Cómo ha sido el proceso de trabajar en Totoral Films?

Me incluyeron en este proyecto y yo quedé fascinado, no lo podía creer, ya que fui a buscar una práctica de periodismo y terminé en un proyecto audiovisual. Ellos se ganaron un proyecto del Consejo Nacional de la Cultura y las Artes y en ese guión había bocetos de dibujos de la estética que buscaban, que era más parecida a la de cómic. Yo rediseñé los personajes, se los mostré y les gusto. Después me incluyeron en la postulación de un nuevo proyecto, que era la realización de este documental y ganamos ese proyecto.

En el transcurso de ese tiempo, el Pepe (director) fue a presentar esta idea a un seminario en Los Ángeles, Estados Unidos y se llevó un portafolio con mis dibujos para vender esta idea. El propósito que tiene el documental interactivo es que de acá surja un juego, un cómic, una película, hacer toda una variedad de productos. Igual fue cuático para mí que se lleven mis dibujos al extranjero, después nos ganamos el proyecto y de ahí entramos de lleno en el storyboard. Ese ha sido mi rol en el proyecto, que es un trabajo de pre producción, entonces generalmente se hace a muy corto plazo y antes de que se empiece a grabar la animación.

¿De qué forma puedes describir el trabajo del storyboard desde lo emocional?

Me gusta mucho, es algo que quizás lo haría siempre en mi vida, es algo que me llena, y espero nunca dejar de hacerlo. El trabajo que hice del storyboard me ha enseñado mucho lo que es trabajar en artes, no es como hacer un dibujo por gusto, sino que es trabajar profesionalmente desde las artes. Entonces, igual tuve otra perspectiva de lo que era el dibujo. Claramente es algo en lo que me gustaría seguir desarrollándome y seguir aprendiendo, porque, académicamente de las artes, yo no sé nada, no pasé por ninguna escuela, hay muchas cosas que he aprendido por mi cuenta. Lo que hecho ahora ha sido porque he sido perseverante, no me quedo con el dibujo que hice en clase. Si tengo que mejorar algo, lo hago, trato de dibujar todos los días para seguir mejorando y ahí está la clave, en perseverar. Si el día de mañana no encuentro una pega en cualquier lugar, en cualquier ámbito, invento algo como una empresa donde ofrezca los servicios que se me ocurran en arte o periodismo, pero esa yo creo que es la clave, no quedarse parado y seguir perseverando.

Si bien en algún momento pensó en estudiar arquitectura, por motivos económicos no se concretó. Sin embargo, Rodrigo cuenta que desde siempre se le han dado con facilidad las humanidades, y aunque no era el estudiante que compraba el diario para leerlo, le encontró el gusto al periodismo estudiándolo. Para él las artes no están muy lejos de las humanidades y por lo mismo es que se interesó en este documental. La historia de Black Demon está pensada en dos planos, uno real que tiene que ver con testimonios de personas que fueron a la Academia de este luchador y otro animado “donde son superhéroes, pelean contra el mal, que en el fondo es una pelea entre ellos y su vida, como sus problemas con las drogas o delincuencia”, cuenta Rodrigo.

¿Cuál es la vinculación que haces del periodismo con el arte para llevarlo a la práctica laboral?

Yo creo que el arte es una forma más de comunicación, una forma más de llevar a cabo la comunicación y también el periodismo, no creo que sean dos cosas totalmente excluyentes. De hecho, en el último tiempo me he puesto a averiguar e investigar al respecto, si era posible hacer periodismo desde la artes, desde el dibujo, desde la ilustración y claro que sí. Hay un cómic de Joe Sacco donde se hace una investigación, todo un trabajo periodístico que es la novela gráfica. En Chile no hay indicios de esto, no hay ningún trabajo donde tú puedas decir sí aquí hay un reportaje novelado de tal personaje, eso no existe. Entonces en otros lugares es mas validado que acá, en Chile el tema de las artes es súper poco legitimado y visto en menos, pero claramente se puede hacer periodismo desde la ilustración, desde el dibujo, de eso no tengo ninguna duda. De hecho, el documental es hacer eso, es llevar a cabo a través de la ilustración una realidad.

Recién hablabas de que en Chile esto no está validado ¿Cuál es la crítica que haces a este contexto respecto a las artes visuales y el periodismo como un conjunto?

Yo creo que va por un tema, no sé si podría llamarse cultural, porque siempre le damos la responsabilidad a la cultura, pero no sé. Aquí el consumo de lectura en sí ya es bajísimo, entonces leer una novela gráfica es más difícil aún. Yo soy de los que cree que a través del dibujo, de la imagen y de los símbolos se puede acercar la lectura a la gente, y eso se ha explotado muy poco. De hecho los grandes exponentes de la novela gráfica aquí son muy pocos y si no triunfan acá van a triunfar en el extranjero, entonces pasa por ahí, por allí está el problema. En el último tiempo el tema de la imagen y lo gráfico esta súper en boga. Los medios de comunicación están utilizando la ilustración o lo gráfico para entregarle un mensaje más claro a la gente, porque las personas hoy en día consumen más imágenes que información escrita. Yo creo que por ahí hay que apuntar y ahí está el campo donde desarrollarse.

¿Crees que sea necesario incluir en las Escuelas de Periodismo una asignatura relacionada con la ilustración?

No sé si como un ramo obligatorio, por decirlo de alguna forma, pero si como una opción, que es un poco de lo que habla el nuevo periodismo, por ahí va el concepto de la ilustración ligada a la comunicación. Yo creo que es una forma de nuevo periodismo y que es tan o más legitima que cualquier otra forma de entregar información. Si pienso que debería estar considerada, no sé si exclusivamente, pero es una forma más, así como ocupamos cámaras para hacer videos, creo que el lápiz también es una forma de hacer periodismo.

¿Cuál es el mensaje que le dejas a muchas personas o estudiantes que quizás tampoco saben cómo convalidar dos ramas?

El consejo o mensaje es ser felices con lo que hacen, ahí está la clave, yo creo, del éxito. Si haces algo por obligación te vas a quedar estancado porque no es lo tuyo, si te gusta la repostería, la comida, haz periodismo gastronómico o crítica gastronómica. Si te gustan los autos o el fútbol, dedícate a eso. Yo creo que eso es lo bueno que tiene el periodismo, que es versátil, el periodismo se adapta a cualquier cosa.

Teaser Black Demon Team

 

 

Por Ivannia Cordero Flores
Vinculación con el Medio- Periodismo PUCV

Comentarios

comments powered by Disqus